PRIVILEGIOS NOBLES
Una Historia de Privilegios de la Clase Noble

Poseer un título de hombre o mujer noble ciertamente vino una cierta cantidad de fanfarria y muchos beneficios a través de la historia de la sociedad. Hoy, los ciudadanos ven a los nobles como piezas de tiempos pasados, como Lord y Lady Grantham del famoso show de televisión “Downton Abbey.” Sin embargo, los privilegios de la clase noble se alargan varios siglos atrás y son una gran reflexión sobre cómo se ha desarrollado la sociedad.





Ganar los Beneficios

Los beneficios de los miembros de la clase noble no se pasaban típicamente de un miembro de la familia a otro. En lugar de ello, se ganaban de un monarca reinante que reconocía la propiedad de un estado, posición de oficina o un título especial. Las riquezas que rodeaban las familias nobles se ganaban de sus estados que incluían típicamente:

  • Ríos para pescar.
  • Huertas para cultivar frutas.
  • Campos para cultivar.
  • Pastizales para alimentar animales.
  • Bosques para producción de leña.
  • Campos de cacería.

Estos estados también estaban compuestos por infraestructuras específicas como castillos, abadías, pozos y molinos. Algunas veces los campesinos locales tenían permitido usar estas tierras, pero nunca se ofrecía gratis. Sorprendentemente, los miembros de la nobleza no tenían permitido usar estos campesinos para trabajos manuales ya que no se veía como aceptable. Sin embargo, algunos nobles requerían que gente común viviera en sus estados o cultivara sus tierras para pagar impuestos o dar algo de su cosecha anual a la familia noble.

Subir la Escalera Social

Poseer títulos nobiliarios propulsó a aquellos en este rango de la sociedad a posiciones en la milicia, cortes, y otras entidades de gobierno. Los nobles en Francia también tenían permitido vivir sin pagar el taille, o el impuesto directo. Aquellos con títulos nobiliarios también tenían mucho poder cuando se trataba de las cortes y oficiales de policía que manejaban a los plebeyos y campesinos. Usualmente las familias nobles estaban exentas de las leyes que controlaban a los campesinos, dejando a aquellos con títulos nobiliarios con gran mando y poder. Otros países de Europa hasta permitían las llamadas guerras privadas entre familias nobles. Estas incluían actos de duelo, especialmente durante la era del renacimiento. Estas extravagantes luchas de espadas fueron vistas como métodos aceptables de resolver argumentos, así como probar quien era un verdadero caballero. De hecho, más de 4,000 nobles en Francia fueron asesinados en solo 18 años durante el poderoso reinado del Rey Henry IV. En adición a estos duelos, el Rey Louis XIII perdonó a casi 8,000 hombres por “asesinatos asociados con los duelos”.

Ser Noble Hoy

Los hombres y mujeres nobles modernos no tienen los extensos privilegios que recibieron sus ancestros. Sin embargo, los títulos nobiliarios y generaciones continúan existiendo, justo como sus castillos, abadías, y mansiones también lo hacen. Los derechos legales de ser noble han disminuido, pero el glamour social adjunto a ser noble aun es una fascinación para muchos. Por eso mucha gente compra un título nobiliario.


Nach oben